Hosterías

RANCHO EL AÑIL, UN OASIS DEL CAJÓN DEL MAIPO, QUE TE INVITA A DESCONECTAR DEL RUIDO Y LA CIUDAD

En la  búsqueda de un  lugar para escapar de la ciudad y respirar aire puro,  pero no tan lejos de Santiago, encontramos a un clásico dentro del  Cajón Del Maipo,  llamado "Rancho el Añil” . Este complejo turístico , esta ubicado  en la entrada del cajón del maipo, en una zona llamada “El Manzano”. 

Al llegar junto a mis 3 acompañantes, nos llamo la atención la tranquilidad  y la atmósfera del lugar, un verdadero “Oasis de Naturaleza Verde”  Entramos por un camino de tierra hasta encontrarnos con la recepción. Fuimos atendidos amablemente por “Andrés” uno de los hijos del dueño. Nos dio una cálida bienvenida y nos comentó como funciona el sistema. Pasamos a nuestra hermosa “Cabaña Blanca”. Rancho el Añil, pertenece a la categoría de “hostería” y esta compuesto por 12 habitaciones y 14 cabañas muy bien equipadas, con cocina, y cada una con una bella terraza con mesa y hermosas vistas. La de nosotros tenia una vista a un conjunto de cerros verdes en donde estaba un extremo del “Canopy” una de las muchas entretenciones que tiene Rancho el Añil.

       

Llegó la ansiada hora del almuerzo. Pasamos al salón principal, en donde por ser recambio de temporada había poca gente. Nos encontramos con un delicioso “Bufet de Ensaladas Chilenas” Nos atendió una simpática mesera. Nos comentó sobre las opciones que habían en el día. Rancho el Añil posee una carta  de cocina chilena y también fusión peruana. Mi elección del día fue una deliciosa entrada de tomate relleno y de fondo “Carne Mechada con Arroz” decorada con tomate, ensalada de primavera y mayonesa.  Mis acompañantes pidieron una ensalada surtida con puré,  costillar con papas fritas y mechada con papas fritas. Es una cocina simple,  chilena, pero muy bien preparada y sobre todo deliciosa. Los postres son caseros y bien chilenos. El que saco aplauso fue el "Mouse de Chocolate", relleno con salsa de chocolate. ¡Me lo comí todo!

Ese día hacia muchisimo calor, y tipo 4 de la tarde fuimos a la piscina. Un lugar muy agradable, con reposeras muy cómodas y estaban situadas en el sol y en la sombra también. La piscina tiene un tobogán muy divertido y esta rodeada de cerros. Un lugar muy natural y tranquilo.

Dentro de las muchas actividades que podemos encontrar en el rancho se encuentran: el spa, restaurante, “Añil Aventuras”, en donde hacen paseos en bicicleta, en caballo, treking y canopy.  Tambien poseen entretenciones como:  mesas de ping pong , cancha de tenis, una multicancha de baby fútbol, taca-tacas,  juegos de salón, juegos infantiles,  salón de pool, entre otros.

Llegó la hora de la cena, y esta fijada a las 20:00 hrs. Ese dia la opción que habia para la cena fue:  "Salmón en Salsa de Ostras con Puré". Lo acompañamos con un rico carmenere “Misiones de Rengo”. 

Luego para bajar la comida, pasamos a la sala de ping pong, jugamos un ratito y estuvo muy amena la velada, incluyendo el juego.

La noche estuvo “redondita” dormimos muy cómodos en un ambiente relajado y sin ruidos. Ideal para el descanso con amigos o en familia. Creo que el público del rancho es más bien  familiar y si son grupos de amigos  pertenecen más a la categoría de adulto-joven. Cabe mencionar que “Rancho el Añil” también realiza seminarios y eventos para empresas y es ideal para paseos corporativos, por su comoda infraestructura y ambiente tranquilo.

Sin dudas este lugar esta 100% recomendado a quienes quieran escapar de la ciudad y del smog y al no quedar tan lejos de Santiago, es una opción  para quienes no tengan tanto tiempo. 


Síguelos!

Web: www.ranchoelanil.cl

Facebook: www.facebook.com/ranchoanil/?fref=ts

Instagram:  @rancho_el_anil


Tamara Huerta - Santiago

Directora de Chile Gastronomía

contacto@chilegastronomia.cl

Comentarios

Volver a lista notas periodísticas.